Laos - Día 13 (25/04/15)

domingo, abril 26, 2015


Día 13 de nuestro viaje. El despertador suena a las 7:30. Ducha, recogemos, y a las 8 estamos abajo y nos encontramos con Daniel. Hago el checkout y compramos algo para el viaje: Un bocata, algunas galletas, agua y zumo. 


A las 8:45 viene a buscarnos el minivan que nos llevará a Vientiane. Pequeñito pero moderno y con aire acondicionado. 



Salimos, pero para ir a otro Guesthouse a recoger a más viajeros. Luego vuelve al punto de partida a recoger a más y luego a la estación de autobuses. Total, que al final no salimos hasta las 9:50. 

A las 11:30 hacemos una parada de 20 min para el almuerzo en un bar de carretera. 


1.000 Kips por mear. 


El lugar está lleno de fotos familiares. La mejor es la de los elefantes...



Yo ya me he comido mi bocata de huevo y verduras, así que solo estiramos las piernas. 

El resto del viaje me lo paso casi todo durmiendo. Hay un momento muy divertido en el que yo estoy profundamente dormido y Daniel y Miriam me están mirando comentando algo de cómo duermo, y justo en ese momento, no sé qué estoy soñando, pero lanzo mi mano izquierda en un movimiento espasmódico hacia el respaldo del asiento de enfrente. Me despierto con el gesto, veo que me están mirando con los ojos muy abiertos y nos descojonamos, claro.

Finalmente llegamos a las 13:30. No ha sido mal viaje.



Lo primero que hacemos es irnos a un café cercano, el Espresso Café, para conectarnos a una WiFi y ver dónde estamos.



Ha habido suerte, estamos en pleno centro. 

Después del café, muy amablemente nos permiten dejar las mochilas allí mismo y nos damos una vuelta por el centro.

Llegamos hasta la orilla del Mekong...









...visitamos el templo de Sisaket (las chicas no pueden ir con pantalón corto, pero dan unas faldas para ponerse. Una turista local ayuda a Miriam a ponérsela)...








...pasamos por el Arco del Triunfo o Patuxai...








...y volvemos al Espresso Café a recoger las mochilas. Son las 17h. Buscamos un sitio donde comer algo. Encontramos un puesto en una esquina donde nos pedimos unos batidos de fruta...



...y vemos justo al lado una agencia de viajes que ofrece el viaje en sleeping bus a Pakse bastante más barato de lo que pone en internet, 145.000 Kips (unos 18€) y con transporte en tuk-tuk incluido hasta la estación de buses que está en las afueras. 


Compramos los billetes en la agencia y nos dicen que el tuk-tuk vendrá sobre las 18h, así que nos pedimos ahí mismo algo de comer.




A las 18h llega el tuk-tuk.


Nos recoge y justo cuando va a salir llegan dos chicas francesas que lo pillan por los pelos, Julia y Matilda. El tuk-tuk se dedica a hacer paradas por media ciudad recogiendo gente y da la sensación de que está dando vueltas, porque volvemos de nuevo al punto de partida... al final somos un montón de backpackers en el tuk-tuk.


Por fin, después de una hora dando vueltas, a las 19h en punto llegamos a la estación. El conductor nos da los billetes. Son numerados y vemos que nos han dado 3 números separados, pero vemos que dos de ellos son correlativos a los de las dos francesas que también las han separado, así que hacemos un intercambio. 


Julia, una de las francesas, que habla perfecto español porque vivió un año en Madrid (Acacias), nos cuenta que está haciendo un viaje de un año por todo el mundo. Empezó en la India, lleva algo más de 3 meses por Asia y le queda Japón, Filipinas, Australia y toda Sudamérica. Terminará el Brasil a final de año y no sabe si volverá a Francia o directamente se quedará a vivir allí. La verdad es que me sorprende y admira con qué facilidad viaja la gente en viajes muy largos. Suena muy tentador, pero por otra parte no sé si podría tanto tiempo. Hoy alguien me preguntaba si mi viaje me va a saber a poco, y sin duda sí, 16 días es demasiado poco. Me hubiera podido tirar fácilmente dos meses viajando por Asia yo solo. Incluso es probable que pudiera estar algo más, pero creo que llega un momento en que apetece parar de vez en cuando, volver a casa, y coger fuerzas para otro viaje. 

Si pudiera pasar parte del año ganándome la vida viajando por el mundo, creo que sería perfecto para mí. Bueno... creo que para casi todo el mundo. ;-)

Pero tengo claro que si alguna vez tengo mucho dinero, no lo gastaré en coches de lujo (ni normalitos. Nada de coches), ni pisos lujosos, ni grandes comodidades más o menos ostentosas. No, me lo gastaría en viajar. Y seguiría haciéndolo de mochilero. Sin duda es la forma más divertida.

Sobre las 20:00 aparece nuestro bus. 

La idea del sleeping bus no se conoce en España, que yo sepa. En vez de asientos tiene camas dobles, así que viajas tumbado con alguien.



Por supuesto separan chicos de chicas. Al final, por suerte, nos ha tocado a Daniel y a mi juntos (mejor con alguien conocido) y a Miriam en el compartimento del fondo que es cuádruple y va con 3 inglesas.


He ido a saludarla y he pedido que me hagan un hueco. No han entendido el chiste y me han hecho un hueco. He estado por aceptarlo... :-p

La salida está anunciada a las 20:30, pero cumpliendo con el "Lao Time" salimos a las 21h. 

El viaje a Pakse son 600 kms (se cruza medio país de norte a sur) y se tarda unas 12 horas, por eso es muy buena esta opción, ya que se va mucho más cómodo y se ahorra una noche de alojamiento. 

Para mayor fortuna, el bus no va lleno, por lo que Dani se pilla otra cama y vamos en camas dobles para nosotros solos... Así da gusto hacerse un viaje largo. 

Nos dan además una botella de agua, un minibrik de leche de soja (milagro!!), un pastelillo y unas toallitas húmedas. Esto es lo que deben llamar "un lujo asiático" :-p


Aprovecho el momento para escribir esto, pero no podré publicarlo hasta mañana. 

Ya manejo las dos expresiones básicas en laosiano:

Sabaidee, que sirve tanto para "hola" como para "adiós". Mejor si se hace con las manos en plegaria. 

Korp Chai, que es "gracias". Si se quiere decir "muchas gracias" se dice "Korp chai lai lai".

A las 23h intento dormirme, pero es como dormir en una batidora. Da la impresión de que el conductor va buscando los baches. Pero al final parece que me duermo...

Buenas noches!!!


No hay comentarios:

Con la tecnología de Blogger.