Laos - Día 4 (16/04/15)

jueves, abril 16, 2015

El despertador suena inexorable a las 7, aunque llevo un rato despierto entre los cantos de las gallinas desde el amanecer y la especie de rap laosiano que no ha dejado de sonar.

La habitación es muy chula:


Bueno, esa es la terraza de la planta. :-p

Ducha y voy a cambiar dinero y... oh, sorpresa. Hoy es festivo. El banco está cerrado.


Mecachis, no tenemos suficientes Kips para pagar el bus a Luang Nam Tha. Pago el hostal en dolares (11$) y nos vamos a desayunar mientras pensamos.


Le preguntamos a la camarera y nos dice otro lugar de cambio, pero dice que igual está cerrado también. Me acerco y efectivamente está cerrado. Pero tiene un cajero, así que opto por la mejor solución: sacar dinero. Es la forma de conseguir el mejor cambio. Saco un millón de Kips y me siento millonario, pero son unos ciento y pico euros. Me cobran 20.000 Kips de comisión, pero apenas son 2€ y poco. Nos ha salido bien la jugada. Al menos ya vamos con dinero.

Negociamos con un tuk-tuk para ir a la estación. Consigo bajarle de 30.000 a 25.000 Kips, pero tengo que mejorar mi regateo... :-p


Llegamos a las 8:40 a la estación de autobuses y compramos dos billetes para Luang Namtha por 60.000 Kips cada uno. El autobús es una auténtica lata de sardinas y va hasta arriba. ¡Menudo viaje nos espera!... Son como 4 horas. Ánimo!



Hacemos una parada a la mitad en medio de la nada para que la gente haga pis...




Y seguimos en este ataúd con ruedas. Por suerte consigo dormir gran parte de la segunda parte del camino hasta que me despiertan al llegar.

Como no podía ser de otra manera, el bus no nos deja en el centro de Luang Namtha, sino a 10kms. Así que toca coger un tuk-tuk (10.000 Kips por cabeza) hasta la ciudad. En el viaje hemos conocido a una pareja de no sé muy bien donde, y tres personas viajando solas: una francesa, un austriaco y un alemán. Nos recomiendan el GuestHouse Zuela, donde nos dan una habitación doble por 80.000 Kips (10€). La habitación está genial.

Nos bajamos a comer a donde están todos nuestros compañeros de viaje. Hay ambientazo. Dentro están los dueños de fiesta, comiendo y bebiendo. Fuera están las niñas tirando agua a los coches... y a nosotros. :-D





Aquí la cerveza se toma con hielo...


Después de comer buscamos una agencia con la que hacer un trekking de dos días por el parque natural de Luang Namtha, pero la mitad están cerradas y la otra mitad son mucho más caras que la que nos habían recomendado previamente (y que está cerrada. Hoy es fiesta). Cuando nos vamos a rendir, vemos que la agencia que nos recomendaron, Along Namtha, acaba de abrir. Preguntamos y nos recomiendan un trekking más que interesante, visitando tres poblaciones indígenas, durmiendo en una de ellas, bañándonos en unas cataratas... El precio se abarata cuanto más grande es el grupo. En ese momento llegan dos alemanes y los fichamos. Estos más los 5 que ya tenían previamente, al final somos un grupo de 9. Eso nos deja un precio muy manejable con todo incluido: comida, alojamiento, transportes... Tenemos que estar mañana en la agencia a las 8:45.

Aprovechamos el rato de sol que nos queda para visitar el templo budista de Wat Namtha:







Si alguna vez os habéis preguntado dónde tienden su colada los monjes budistas...


A la vuelta, ducha y salimos a cenar algo al mercado nocturno que está justo enfrente del hostal. No sé si el Jet Lag o los viajes o que nos hemos hecho a los horarios de aquí, pero a las 21h ya estamos muertos. Yo termino de escribir esto y me retiro a dormir...

...nanit!

...Sabaidee!


No hay comentarios:

Con la tecnología de Blogger.